Categorías y etiquetas (tags) en WordPress – ¿Cómo se usan? ¿qué es mejor para el SEO?

Uno de los temas más discutidos que vemos cuando asisto a WordCamps y otros eventos es…

¿Qué es mejor para el SEO, categorías o etiquetas? ¿Cuál es la diferencia entre las categorías y las etiquetas? ¿Cuál es el número óptimo de categorías de WordPress? ¿Cuántas son demasiadas? ¿Está bien asignar una entrada a varias categorías? ¿Hay un límite de etiquetas que podamos asignar a cada entrada? ¿Funcionan las etiquetas como meta keywords? ¿Existe alguna ventaja SEO en usar categorías o etiquetas?

Si alguna vez te has hecho estas preguntas, espero que queden respondidas de una vez, cuando termines de leer este artículo, para que puedas hacer ajustes en tu blog si es necesario.

Antes de discutir cualquiera de las preguntas anteriores, necesitamos entender qué son las categorías y las etiquetas.

En la nomenclatura de WordPress, tanto las categorías como las etiquetas se conocen como taxonomías.

Su único propósito es clasificar su contenido para mejorar la usabilidad de tu sitio. Lo que significa que cuando un usuario llega a tu sitio, pueda navegar fácilmente a través de tu contenido por temáticas, en vez de navegar cronológicamente, que es como se crearon inicialmente los blogs.

¿Cuál es la diferencia entre categorías y etiquetas?

Las categorías están pensadas para agrupar tus entradas. Piensa en ellas como temáticas generales o como la tabla de contenidos de su sitio.

Las categorías están ahí para ayudar a identificar de qué trata realmente tu blog. Es para ayudar a los lectores a encontrar el tipo de contenido adecuado en tu sitio.

Las categorías son jerárquicas, así que puedes tener subcategorías.

Las etiquetas están destinadas a describir detalles específicos de tus entradas. Piensa en ellas como las palabras índice de su sitio.

Son los microdatos que puedes usar para microcategorizar tu contenido. Las etiquetas no son jerárquicas.

Por ejemplo, si tienes un blog personal donde escribes sobre tu vida, sus categorías pueden ser algo así como: Música, comida, viajes, senderismo y libros.

A partir de esto, cuando escribas una entrada sobre algo que hayas comido, lo añadirás en la categoría de «Comida», pero puedes añadir etiquetas como pizza, tortilla, cocido, etc.

Una de las mayores diferencias entre etiquetas y categorías es que DEBES categorizar tu entrada. No es necesario que añadas ninguna etiqueta.

Si no clasificas tu entrada, entonces se clasificarla en la categoría «Sin categoría». La gente suele cambiar el nombre de la categoría sin categoría por algo como «Otros», «Varios», etc.

Otra diferencia es la forma en que se ven los enlaces permanentes de categorías y etiquetas (urls).

Si estás usando una estructura de permalink (URL) personalizada, entonces tu prefijo base se verá diferente.

Ejemplo:

o

Si quieres una explicación diferente sobre esto echa un vistazo a este artículo sobre la diferencia entre tags y categorías en WordPress.

¿Cuál es el número óptimo de categorías de WordPress?

Hasta WordPress 2.5 no había etiquetas. Esto provocó que hubiese listas de categorías muy largas porque la gente lo usaba para definir microdetalles.

Las etiquetas se añadieron para mejorar la usabilidad de tu sitio. Dicho esto, creo que no hay un número óptimo específico de categorías.

El número óptimo varía según la complejidad de tu sitio. Sin embargo, por el bien de la estructura y la usabilidad, es mejor que utilices subcategorías y etiquetas.

Las categorías están pensadas para abarcar un grupo de entradas. Siempre es mejor empezar con categorías genéricas y trabajar con subcategorías a medida que el sitio crece.

Después de haber tenido varios blogs, he llegado a la conclusión de que los blogs evolucionan. No hay manera de que puedas llegar a todas las categorías correctas.

Lo más probable es que cuando empiezas, sólo escribas una entrada al día. O tal vez 3-5 entradas al día.

Tener 30 categorías superiores es inútil, especialmente cuando algunas de ellas sólo tienen una o dos entradas. Es mejor tener 5 categorías genéricas que tengan contenido fresco que 30 categorías principales donde la mayoría no están actualizadas.

Veamos un ejemplo. Digamos que estamos empezando un blog de social media en 2020. Queremos compartir tutoriales, noticias, herramientas, estudios de casos, etc.

Podemos crear categorías superiores como Twitter, Facebook, Instagram, TikTok, LinkedIn, etc. Como subcategorías de cada una, podemos tener herramientas, tutoriales, estudios de caso, noticias, etc. Sin embargo, esa es una mentalidad muy a corto plazo, y nos encontraremos con problemas en el futuro.

¿Qué pasa si muere una de las redes sociales y entra una nueva en el juego? Tendrías que añadir otra categoría de nivel superior y más subcategorías.

Una forma mucho mejor de estructurar este blog de redes sociales sería tener categorías superiores a prueba de futuro. Puedes tener tus categorías como «Tutoriales», «Noticias», «Estudios de caso», «Herramientas», etc.

¿Pero cómo sabría la gente que se trata de Twitter? Bueno, se supone que tus categorías no deben hacer todo el trabajo. Aquí es donde entran las etiquetas.

Digamos que escribiste una entrada sobre cómo hacer una cuenta de Twitter, pues simplemente añade la etiqueta Twitter. En tu diseño sólo tienes que añadir una sección llamada «Temas populares» y controlarla manualmente con enlaces a etiquetas populares como Twitter, Facebook, Instagram, etc.

¿Cuando conviene añadir subcategorías?

Digamos que haces entradas de estudios de caso en la que a veces entrevistas a expertos para estudios de caso específicos.

Como no hay una categoría llamada «Entrevistas con expertos», la añadirás como una etiqueta en la entrada del estudio de caso.

Si te sorprendes haciendo muchas entrevistas de estudios de casos y tu etiqueta de entrevistas con expertos tiene más de 10 entradas y está creciendo constantemente, entonces deberías plantearte la posibilidad de añadir las entrevistas con expertos como una subcategoría de su categoría principal «Estudios de caso».

Sí, tendrás que volver y editar tus entradas más antiguas.

Si la estructura de tu URL es /category/%postname%/, entonces usa el plugin «Redirection». Redirige automáticamente las entradas modificados a su nueva URL, para que puedas mantener todas las clasificaciones de los motores de búsqueda.

¿Tengo que usar subcategorías?

No, por supuesto que no.

Siempre puedes dejar las etiquetas populares como etiquetas. En nuestro ejemplo anterior, casi todas las entradas tendrán una etiqueta para una red social específica como Twitter, Facebook, etc. Pero no las estamos creando como categorías.

La única razón por la que añades subcategorías es para facilitar a tus usuarios la búsqueda del contenido.

Simplemente añade la etiqueta «Entrevistas con expertos» en tu web.

Recuerda que el propósito de las categorías y etiquetas es facilitar a sus usuarios la navegación por tu sitio.

¿Es correcto asignar una entrada a más de una categoría?

Es posible que en otros sitios leas que asignar entradas a varias categorías puede perjudicar el SEO.

Algunos dicen que puedes ser penalizado con contenido duplicado por eso. Creo que esa afirmación no es del todo cierta.

En primer lugar, no te vuelvas loco con el SEO. Recuerda que el propósito de clasificar tu contenido eficientemente es ayudar a los usuarios a encontrarlo.

Por la naturaleza de la configuración de las categorías superiores, no debería ser posible clasificar una entrada en múltiples categorías superiores.

Por ejemplo, si tu blog tiene tres categorías «Publicidad», «Marketing» y «SEO», tus entradas a menudo tienden a caer en varias categorías.

¿Quizás necesites una categoría paraguas para las tres? ¿Quizás deberían caer todas bajo el concepto de «negocios»? O puedes tener una categoría llamada «Publicidad y Marketing». Luego añades «SEO» como una subcategoría.

No hay beneficios de SEO al añadir varias categorías.

Si crees que ayuda a tus usuarios, entonces no dudes en añadir una entrada en múltiples categorías.

Sin embargo, si ves que esto se está convirtiendo en algo habitual, entonces deberías plantearte la posibilidad de reestructurar tus categorías.

Tal vez algunas de tus categorías necesiten ser etiquetas. O tal vez deberían ser subcategorías de una categoría principal. Se trata principalmente de mejorar la experiencia del usuario.

Si estás súper preocupado por la penalización del contenido duplicado, entonces simplemente añade noindex follow a tu taxonomía de categorías usando el plugin Yoast SEO.

Si sólo quieres hacer noindex follow a categorías específicas, entonces puedes hacerlo editando la categoría. El plugin de Yoast tiene ajustes para anular los ajustes globales.

Básicamente cuando haces noindex follow a algo concreto le dice a Google y a otros robots de motores de búsqueda que sigan todos los enlaces de las publicaciones en estas categorías, para que todas las publicaciones puedan ser indexadas.

Respuesta corta: WordPress te permite añadir una entrada en tantas categorías como quieras. Y sí, está bien asignar una entrada en múltiples categorías siempre que creas que ayuda a tus usuarios.

Sin embargo, si piensas en las categorías como tabla de contenidos de tu blog donde las entradas son capítulos, entonces ¿puedes tener un capítulo en dos secciones separadas? La respuesta a esa pregunta es NO.

¿Hay algún límite de cuántas etiquetas podemos asignar a una entrada?

La respuesta corta a esta pregunta es NO. WordPress no tiene límites en el número de etiquetas que puedes asignar a una entrada específica.

Puedes añadir más de 1000 etiquetas si quieres. Sin embargo, el propósito de las etiquetas es relacionar tus entradas entre ellas.

De nuevo piensa en las etiquetas como el índice de tu libro. Estas son palabras clave populares que puedes usar para relacionar tus entradas.

Esto hace que sea fácil para los usuarios encontrar tus entradas, especialmente cuando están usando la búsqueda de WordPress. También ayuda si se utiliza el archivo de etiquetas para los usuarios.

Yo te diría que no añadas más de 10 etiquetas a tus entradas a menos que puedas justificarlo.

Por ejemplo, si tienes un blog de críticas de películas, puedes añadir varias etiquetas: nombres de actores/actrices (sólo esto puede ser más de 10). Pero lo más probable es que puedas revisar varias películas que tengan a «Robert De Niro» en ellas.

Pero para otros escenarios más simples, deberías limitar la cantidad de etiquetas que usas. De lo contrario, puede que te encuentres con más de 10000 etiquetas con sólo 300 entradas en tu sitio.

¿Funcionan las etiquetas como meta keywords?

A menudo la gente confunde las etiquetas con las palabras clave de sus blogs. Esta es la razón principal por la que intentan añadir tantas etiquetas como sea posible.

Las etiquetas NO son meta keywords para tu blog Clic para tuitear

Plugins populares como Yoast SEO y otros te permitían usar los valores de tus etiquetas como meta keywords, pero eso es cosa del pasado, hace años que Google no utiliza meta keywords para sus índices.

Pero vamos, que no, tus etiquetas NO funcionan como meta keywords.

Categorías o etiquetas ¿cuáles son mejores para el SEO?

La pregunta más frecuente que que se suele hacer sobre este tema es: ¿Existe alguna ventaja SEO de usar categorías o etiquetas?

La respuesta simple a esto es NO.

NO debes ver esto como un asunto entre categorías o taxonomías. Están destinadas a trabajar juntas.

Si has leído esta entrada, entonces deberías ser capaz de entender el propósito individual de las categorías y etiquetas así como su propósito combinado para la usabilidad de tu sitio.

Conclusión

Tu sitio debe estar orientado a los usuarios no a los robots de los motores de búsqueda. El objetivo de todo motor de búsqueda es tratar de pensar de la manera en que lo hacen los usuarios cuando valoran tu contenido.

Si tomas tus decisiones basadas en la usabilidad, casi siempre recogerás beneficios de SEO Clic para tuitear

Las categorías y las etiquetas son sólo las dos taxonomías predeterminadas que vienen con WordPress. La mayoría de los sitios avanzados utilizan taxonomías personalizadas para clasificar su contenido junto con las categorías y etiquetas.

Piensa en tu blog como un libro en constante evolución. Elige la tabla de contenido (categorías) sabiamente. Asegúrate de que sean temas amplios, pero ten cuidado de no hacerlo demasiado ambiguo.

Usar etiquetas para relacionar varias entradas. Si ves que una determinada etiqueta se está haciendo popular, entonces plantéate añadirla como subcategoría. Sin embargo, si tienes que añadir la etiqueta como subcategoría de varias categorías de nivel superior, entonces déjala como una etiqueta.

El objetivo es siempre hacer el sitio tan fácil de usar como sea posible.

Espero que este artículo te ayude a aclarar cualquier confusión en cuanto al tema de las categorías y etiquetas.

Me encantaría leer sus impresiones sobre este asunto. ¿Cómo clasificas tu contenido? ¿Qué planteamiento sueles usar?

VALORA Y COMPARTE ESTE ARTÍCULO PARA MEJORAR LA CALIDAD DEL BLOG…
(6 votos, promedio: 5)
¿Te gustó este artículo? ¡No sabes lo que te estás perdiendo en YouTube!

Autor: Fernando Tellado

Fernando Tellado es un apasionado de WordPress, profesor, consultor y ponente. Maquero cansino, padre de tres hijos y de una perrita Beagle, Bilbaíno de nacimiento, Español de corazón y ciudadano de donde me quieran. Mi último libro es WordPress - La guía completa. Mi blog personal es Navegando con red, donde he crecido como escritor en la red y ofrezco mis visiones acerca de la Web. Sigue a @fernandot en Twitter

Comparte esta entrada en
468 ad
Ir al contenido