¿Por qué WooCommerce muestra un precio diferente al que yo introduzco en los productos?

Uno de los peores errores que puedes tener en una tienda online es que no se muestren bien los precios, es más, que no estés cobrando los precios correctos sino que estés cobrando de menos.

Recientemente me he encontrado más de una tienda online que no solo no mostraba correctamente los impuestos, en este caso el IVA, sino que a veces incluso lo restaba en vez de sumarlo.

Una de estas tiendas llevaba bastante tiempo con el problema, con el resultado de cobrar de menos en todos los productos, nada menos que un 21 % menos en toda su facturación, la ruina para cualquier negocio.

Pero ese no es el único problema que te puedes encontrar con la visualización de precios en WooCommerce…

En la tienda se muestra un precio superior al del producto

Este problema es de los más habituales, y sencillos de solucionar.

Digamos que tienes un producto cuyo precio final, con impuestos, es de 34,99 €, que es lo que indicas tú en los datos del producto.

Pero cuando guardas los cambios y miras el producto resulta que tiene un precio superior.

Pues la solución es sencilla, y si haces un cálculo básico, verás que el precio mostrado es el precio que introdujiste más un 21 %.

Esto significa que WooCommerce está asumiendo que has introducido el precio sin IVA y luego hace el cálculo automáticamente para mostrarlo ya con impuestos sumados en la tienda.

Esto proviene de una serie de ajustes que encontrarás en WooCommerce → Ajustes → Impuesto.

Si te fijas en la captura anterior, le estás indicando a WooCommerce que el precio que introduces en los datos del producto serán del precio sin impuestos.

Pero luego, le indicas a WooCommerce que muestre los precios con impuestos incluidos, lo que significa realmente que le estás diciendo que a tu precio le añadas los impuestos que hayas configurado y muestre el resultado.

Y, como en esta tienda el impuesto es el IVA, con un 21 %, pues WooCommerce, en coherencia con tus ajustes, hace el cálculo, le suma ese 21 % y lo muestra.

Así que no es nada malo, ni siquiera un error, es simplemente WooCommerce haciéndote caso a los ajustes que le has indicado. De hecho es una configuración muy común, y hasta recomendable, pues yo soy de la opinión de que siempre deberías anotar los precios sin impuestos a la hora de crear los productos.

Y esto es debido a que si mañana tu gobierno cambia el impuesto solo tendrías que cambiar un número en los ajustes de las tarifas de impuestos, pero si introduces los precios ya con el impuesto incluido tendrías que cambiar TODOS los precios, uno a uno.

Pero es tu decisión.

Otra posible configuración, también muy común, es introducir los precios sin impuestos, pero también mostrarlos sin impuestos, y así no hay posible confusión, al menos por tu parte.

Y, da igual qué configuración elijas, siempre es conveniente añadir un sufijo en el precio, para que tu cliente, y tú mismo, sepáis en todo momento si los precios se están mostrando con o sin impuestos.

La otra posible configuración, también coherente en la visualización, sería que introduzcas los precios con impuestos y también los muestres con impuestos.

En este caso no hay confusión posible tampoco, pero ya te digo que es peor siempre introducir los precios con impuestos porque si cambian los impuestos te tocará modificar muchos precios uno a uno, pero tú mismo.

En la tienda se muestra un precio inferior al del producto

Ahora vamos justo al problema contrario, cuando el precio mostrado en la tienda es menor que el que hemos introducido en los datos del producto.

Digamos que, de nuevo, tienes un producto que vale 34,99 € con impuestos incluidos pero resulta que en la tienda se muestra otro precio inferior.

Esto puede ser debido, de nuevo, a configuraciones inconexas en WooCommerce.

El caso más sencillo de solucionar es cuando has configurado que introducirás los precios con impuestos, pero en los siguientes ajustes le indicas a WooCommerce que muestre los precios sin impuestos, y de ahí el resultado de restar a tu precio los impuestos.

Es justo la configuración de esta captura anterior, con el pecado adicional de que encima no muestras un sufijo que indique qué se está visualizando.

Estos son unos ajustes que no tienen ningún sentido, básicamente porque siempre tendrás una configuración mejor y menos liosa tanto para ti como para tus clientes, por ejemplo:

  • Introducir precios con impuestos y mostrarlos con impuestos (coherencia y sencillez)
  • Introducir precios sin impuestos y mostrarlos sin impuestos (coherencia y sencillez)
  • Introducir precios sin impuestos y mostrarlos con impuestos (lo más habitual y profesional)

Eso sí, siempre acuérdate de establecer un sufijo para que tanto tú como tus clientes sepáis siempre y en todo momento qué estáis viendo, si los precios con impuestos o sin ellos, para evitar sustos a la hora del pago, o incluso antes.


Y, llegado a este punto de este tutorial, vamos a hacer una pequeña reflexión…

Si te fijas, todas las configuraciones, por confusas que pareciesen, que hemos visto hasta ahora tienen fácil solución, y parten de una lógica de coherencia entre la cantidad que introduces como precio del producto y el ajuste visualización del mismo con o sin impuestos, con lo que todo es fácilmente comprensible y de rápida solución.

Pero sobre todo, lo más importante, es que cuando el cliente llegue a la página de finalizar la compra se le aplicará el precio correcto, da igual cómo se haya estado visualizando en la tienda o incluso el carrito.

Ahora bien ¿qué pasa si no fuese así? ¿y si tengo todo bien pero se siguen mostrando mal los precios? ¿y si también se aplican mal los impuestos a los precios?

Esta sí es una situación grave, que también me he encontrado en alguna tienda online.

Ponte en situación de que, para no complicarte, has configurado todo para que introduzcas los precios con impuestos y se muestren con impuestos, incluso con un sufijo aclarativo.

Pones a tu producto el precio de 34,99 ya con impuestos incluidos en la página de datos del producto.

Pero resulta que el producto se muestra con un precio menor. Y encima con el sufijo, lo que aún lo hace más confuso.

Pero no so lo eso, sino que ese precio se va a seguir mostrando incluso al llegar el cliente al pago, al finalizar compra.

Y, solo cambiará, y se mostrará correctamente, al introducir el cliente la dirección de facturación.

¿Raro, no? ¿qué pasa aquí?

Bien, esto es debido a otro tipo de configuración, que provoca estas incoherencias en el embudo de ventas, y son incoherencias graves, que pueden confundir e incluso enfadar a tus clientes, pues se sentirán engañados, como que les has estado mintiendo durante todo el proceso de venta, con un precio inferior, para luego cobrarles de más a la hora de pagar.

Esto te hará perder ventas con total seguridad, aumentando la tasa de carritos abandonados en tu tienda online.

El problema en este caso no está en los ajustes de introducción de precios, ni en si WooCommerce debe mostrarlos con o sin impuestos – aunque influye – sino en otra configuración no tan obvia: los ajustes de geolocalización.

Pues sí, resulta que da igual cómo tengas configurados los ajustes de introducción y visualización de precios, también influye en el precio visible si vas a geolocalizar a tus clientes, si no lo vas a hacer, o incluso cómo vas a hacerlo.

Me refiero a 2 importantísimas configuraciones en diferentes pantallas de ajustes de WooCommerce.

Ubicación del cliente por defecto

En los ajustes generales de WooCommerce tienes las opciones de geolocalización en un desplegable llamado «Ubicación del cliente por defecto», en el que puedes seleccionar varias opciones.

Una configuración incorrecta de este ajuste puede provocar el problema del que estamos hablando, y la explicación de cada opción te lo aclarará:

  • Sin ubicación por defecto – Con este ajuste no se aplica ningún impuesto hasta que el cliente llegue a la página de finalizar compra e introduzca su dirección, y es el culpable habitual de este problema, pues si tú has configurado el precio con impuestos, hasta que tu cliente no llegue a la página de finalizar compra, con este ajuste, no se aplica ningún impuesto, o sea, que WooCommerce le resta a tu precio (final) el impuesto principal.
  • Dirección principal del negocio – Este asume que tus clientes compran desde la ubicación de tu negocio, configurada en esta misma página de ajustes, y aplicará el impuesto que se te asignaría a ti si estuvieses comprando en tu tienda. No suele ser nunca una configuración correcta porque asume que todos tus clientes tienen su dirección en tu mismo país, incluso región, y puede mostrar precios incorrectos.
  • Geolocalizar – Esta suele ser la opción más utilizada por la mayoría de gestores de tiendas online, pues desde un primer momento identifica la dirección del cliente y le muestra – en teoría – los impuestos adecuados a su ubicación durante todo el proceso de venta. Ahora bien, es engañoso pues WooCommerce geolocaliza por la IP del usuario, que no tiene porqué ser la de su dirección de facturación. Puede estar haciendo una compra desde un viaje en México aunque su dirección de facturación esté en España, con lo que en todo el embudo de ventas estaría viendo la aplicación de unos impuestos incorrectos.
  • Geolocalizar (compatible con caché de página) – Igual que en el caso anterior, pero recomendable si utilizas algún plugin de caché, para que se actualice adecuadamente la geolocalización.

Como te indico en la lista, la mayoría de las veces el culpable de estar visualizando precios inferiores incorrectos en tu tienda online WooCommerce suele ser debido a tener activa la opción de «Sin ubicación por defecto», pero siempre es recomendable hacer pruebas con todas las selecciones disponibles para comprobar qué pasa con la visualización de los precios de tus productos en cada opción.

Calcular impuesto basado en

Si ni siquiera con las distintas selecciones del ajuste que hemos visto antes se soluciona, el problema podría estar en los ajustes de en qué debe WooCommerce basar el cálculo de impuestos, situado en los ajustes de impuestos, como ves en esta captura de arriba.

Aquí, de nuevo, tenemos varias posibles opciones, que podrían provocar el fallo:

  • Dirección de envío del cliente – Con este ajuste activo solo se realizará el cálculo de impuestos cuando el cliente especifique una dirección de envío, distinta a la de facturación.
  • Dirección de pedido del cliente – Este es el ajuste más habitual y lógico, pues independientemente de a dónde quiera el cliente que envíes el producto, normalmente se aplican los impuestos a la dirección de facturación del cliente.
  • Dirección principal del negocio – Como en el ajuste general de geolocalización, es mala selección siempre, pues asume que tus clientes viven y facturan desde la misma ubicación de tu negocio. Salvo negocios puramente locales nunca es una opción recomendable.

No suelen ser estos ajustes los culpables más habituales de que se muestren incorrectamente los precios en WooCommerce, pero puede pasar, y de hecho he visto tiendas en las que el problema estaba justo aquí.

Igual que con los ajustes que vimos antes, si no se ha solucionado antes el problema, con otros ajustes, prueba aquí las distintas selecciones hasta dar con la que consiga que se muestren correctamente los precios.

¿No hay una configuración perfecta recomendable para cualquier situación?

Sí, te has fijado bien, no he dado una configuración correcta o perfecta para este tipo de situación, porque dependerá de cómo hayas configurado la introducción y visualización de impuestos a cómo afecten estos otros ajustes a la visualización final.

No obstante, mi configuración recomendada, para tiendas online orientadas a clientes profesionales, y la que elijo siempre al menos en los comercios electrónicos que gestiono yo mismo:

  1. Introducir los precios sin impuestos.
  2. Mostrar los precios sin impuestos.
  3. Establecer un sufijo que muestre que los precios son sin impuestos.
  4. Sin ubicación por defecto (por los problemas que suele dar la geolocalización)
  5. Cálculo de impuestos basado en la dirección del pedido del cliente.

Con estos ajustes nunca tendrás el problema de que WooCommerce muestre precios distintos a los que introduzcas en los datos del producto.

Ahora bien, para tiendas orientadas a cliente final, donde lo conveniente es mostrar siempre el precio final con impuestos incluidos, no hay configuración correcta ni perfecta, debes probar con lo que hemos visto en esta guía hasta que encuentres el equilibrio entre cómo quieres gestionar los precios y su correcta visualización en la tienda online, que no confunda a los clientes.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en los emoticonos para valorarlo!

Promedio de puntuación 5 / 5. Total de votos: 9

Hasta ahora ¡no hay votos!. Sé el primero en valorar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Ayúdame a mejorar este contenido!

Por favor, dime, ¿cómo puedo mejorarlo?

¿Te gustó este artículo? ¡Ni te imaginas lo que te estás perdiendo en YouTube!

Sobre el autor

9 comentarios en “¿Por qué WooCommerce muestra un precio diferente al que yo introduzco en los productos?”

  1. Muchas gracias, Fernando.

    Lo bien que me hubiera venido esto en otros tiempos… todo lo tuve que aprender por mí mismo creando un WordPress de prueba.

    Como dices, lo jodido son las tiendas internacionales con diferentes impuestos…

    Saludos.

  2. Este post tiene que ser una mina de visitas porque realmente es algo que pasa UN MONTÓN! De hecho a mí me ha pasado varias veces de ver tiendas en las que cuando estás conectado a la cuenta de admin, como ya tienes una dirección guardada, todo se ve «correctamente» y de repente los visitantes están viendo esos «otros» precios porque no tienen una ubicación predeterminada… y empieza el pánico…

    Luego ya la configuración depende del tipo de cliente de cada tienda… si estás en España y solo vender a España, no hay problema con ponerle la ubicación por defecto la de la tienda, pero claro, cada caso es un mundo!

    1. Eso ya se verá Juan, pues acabo de publicarlo, y sí, pasa mucho, y muchas veces los admin no se dan cuenta precisamente por lo que dices, porque están conectados y tienen datos metidos sin saberlo, y a ellos se les muestra bien, pero a los clientes un desastre 😀

      Espero que sirva de ayuda a los que les pase a partir de hoy 🙂

  3. Muchas gracias por éste valiosísimo post que estuve buscando en sú día sin encontrarlo.. Lo guardo en «marcadores».. y ganas me dan de imprimirlo por si acaso

  4. Clarísimo y completo artículo. Llegué porque me pasaba algo raro que terminé descifrando. Yo colocaba los precios ya con impuesto y esto le indicaba al sistema y activando que muestre el monto con impuesto, pero en la tienda me RESTABA el 21% al valor total que yo ponía (luego en el carro figuraba el precio original). Me volví loco probando opciones a ver que pasaba, hasta que descubrí que el impuesto «estandar» estaba en cero, sin el 21 ni nada, corregí eso y ahora si responde adecuadamente.
    Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información base sobre privacidad:
  • Responsable: Fernando Tellado ([email protected])
  • Fin del tratamiento: Moderación de comentarios para evitar spam
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido

 

Ir arriba
Ir al contenido